domingo, 7 de junio de 2015

Una mujer soñadora y luchadora Claudia Fernández

Claudia Fernández es una mujer soñadora y luchadora. Sobre la base de esfuerzo, responsabilidad, entrega y trabajo, hizo realidad uno de sus objetivos: estar en los noticieros, a los que ahora está dedicada al “100 por ciento”.

“La Guía ha sido testigo de todo este camino que he recorrido por los medios de comunicación, desde haber comenzado en un programa infantil (Uno Kids) y luego que sea un programa más juvenil (Uno Teens), los distintos emprendimientos que hice en el mismo medio de comunicación (Red Uno) en diversos formatos, desde unidades móviles y hacer presentaciones sólo internacionales”, rememora la joven periodista y presentadora de Notivisión.

Desde un inicio, Claudia siempre mencionó que su sueño era hacer un noticiero. “Y lo veía muy lejano en ese entonces porque además era muy jovencita y ahora por esfuerzo, sacrificio y entrega he podido cumplir ese objetivo. No ha sido fácil, es un aprendizaje de todos los días. Luché por ese mi objetivo, nadie me regaló nada, lo he luchado desde el inicio y ahora estoy en los noticieros de mediodía y central y en el domingo a nivel nacional”, resalta la también esposa del vicepresidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Álvaro García Linera.

LG: CLAU (C), CÓMO PASÓ EL TIEMPO, SI MAL NO RECORDAMOS, EN AGOSTO CUMPLES SEIS AÑOS EN EL PERIODISMO, ¿QUÉ BALANCE HACES DE ESTE TIEMPO?

C: Mira, yo había perdido la cuenta (sonríe), he aprendido a ser muy cuidadosa, hay que tener primero respeto al micrófono, preparación y entrega. En el periodismo se tiene horario de ingreso, pero no de salida, no tiene feriados y solamente cuando te gusta puedes hacerlo.

Durante todo este tiempo he intentado cada día ser mejor, aprender algo nuevo y todavía hay un camino que recorrer.

LG: ¿QUÉ MÁS APRENDISTE?

C: Respeto, entrega y además la responsabilidad que conlleva el dar una noticia, más aún en mi caso que a veces es un poco complicado, entiendo que la responsabilidad es mucho más grande, pero yo creo que la gente se ha dado cuenta que están marcados mis roles.

LG: ¿SABES QUÉ IMAGEN PROYECTAS A LOS TELEVIDENTES?

C: No, pero el mejor incentivo que tengo es salir a la calle, que la gente te salude con cariño y te diga: “Qué lindo conocerte, te veo todas las noches, estoy al pendiente, me gusta cómo eres”, yo creo que ese es el mayor incentivo y satisfacción. Y ahí dices: “Al parecer estamos haciendo las cosas bien, estamos yendo por buen camino”, claro que también escucho críticas, constructivas y negativas.

LG: ¿QUÉ TIPO DE CRÍTICAS?

C: Bueno, en un principio, cuando me casé creo que ahí fue donde más críticas recibí porque pensaban que iba a dejar los medios de comunicación… pero algo que amo de Álvaro es que siempre ha sido muy respetuoso de mi espacio, de lo que soy y me dijo: “Las decisiones que tú vayas a tomar, estoy aquí para respetarlas y apoyarlas”. Y, claro, era ese momento donde tenía que haber dejado (la TV), pero entré a la batalla de demostrar de que lo hago porque me estoy casando con Álvaro, no con el vicepresidente, primero, y segundo, todo este camino que he recorrido ha sido por un objetivo y lo he conseguido.

LG: ¿PENSASTE EN DESMARCARTE DE LAS NOTICIAS?

C: Por el momento no, pero con el tiempo, Dios dirá, ¿no?, habrá nuevas cosas que hacer, nunca se descarta nada, me gustaría hacer otro tipo de formatos, pero ahorita estoy concentrada al 100% en los noticieros.

LG: ¿CUÁL CREES QUE ES LA MAYOR FORTALEZA DEL PERIODISMO BOLIVIANO?

C: La capacidad humana, hay grandes talentos en el periodismo que pueden ayudar a marcar la historia, (resalto) esa capacidad de entrega y sacrificio porque esta es una profesión no bien remunerada, no vas a entrar al periodismo para ser rico. La pasión que le pones a tu trabajo puede marcar la diferencia porque aquí (en Bolivia) con pocos recursos puedes sacar un buen producto.

LG: ¿Y SU DEBILIDAD?

C: Hay debilidades como en todo y hay cosas que se debe mejorar. Por ejemplo, una de las debilidades que yo podría encontrar es que muchas veces el interés económico puede primar en un medio de comunicación. Si vende más la noticia de la violación, siendo muy cruda, va a salir mucho más el tema de violación en vez de dar herramientas que puedan ayudar a construir una sociedad mejor, a ser mejores como bolivianos, y esta es una crítica a los medios de comunicación en general.

LG: ¿CÓMO TE VES DE ACÁ A UNO AÑOS EN EL CAMPO TELEVISIVO?

C: Con algunos cambios, yo creo que de acá a unos años ya dejaré los noticieros para hacer otro tipo de formatos, espero que se pueda ampliar y no solamente sea salir en pantallas… pero mejor todo a su tiempo (sonríe) porque se puede quemar todo.

LG: ¿QUIÉN ES EN ESTE MOMENTO CLAUDIA FERNÁNDEZ?

C: Huy, Claudia Fernández es una mujer soñadora y luchadora, sobre todo lucho por varios sueños y quiero que la gente se acuerde de Claudia, quiero quedar entre la población como Claudia y no así solamente como la esposa, quiero que todos estos años de trabajo sean recordados por la población.

“LA RADIO ES ALGO NUEVO PARA MÍ Y ME GUSTA”

Claudia Fernández está muy feliz de haber hecho radio. Durante las dos últimas semanas estuvo en el programa “De 9 a 12” con Mario Espinoza en Compañera 106.3 FM en reemplazo de Juan Carlos Monroy, su compañero de trabajo en la Red Uno.

Si bien Claudia había hecho radio en Estelar FM, conduciendo rankings musicales por un corto tiempo, esta fue la primera vez que incursionó en un formato noticioso.

“De hecho, la radio es algo nuevo para mí y me gusta porque me ayuda a poder describir, porque en la televisión la imagen lo dice todo, pero en radio ya cambia la percepción de lo que tienes que describir, tienes la oportunidad de comentar varios temas, aspecto que en el noticiero no lo puedes hacer, es simplemente información e ir a lo concreto”, comentó.

LG: ¿CÓMO SE DIO TU INCURSIÓN EN LA RADIO?

C: Me llamó la gente de la radio porque Juan Carlos Monroy, mi compañero de trabajo, justo salió de vacaciones y él hace el espacio con Mario Espinoza. Ya había hablado en varias ocasiones para hacer radio, pero no se daba y esta vez sí se pudo concretar por unas flexibilizaciones que hubo en el canal. Me sentí muy gustosa y feliz de saber que iba a estar con Mario, un periodista de gran trayectoria y dije qué mejor oportunidad que hacer radio y aprender de él, absorbiendo lo más que se pueda.

LG: ¿QUÉ TAL LA EXPERIENCIA?

C: Me gusta la radio porque no estás concentrada en cómo te ves, la TV siempre te obliga a estar presentable, arreglada, bien peinada y todo, pero en la radio lo que importa es lo que dices y hablas.

LG: DE ESTE TU PASO FUGAZ EN LA RADIO, ¿QUÉ RESCATAS?

C: Sobre todo el poder comentar algunas experiencias que no tuve la oportunidad de hacerlo. Son tres horas de programa, donde tienes la posibilidad de tocar varios temas y tienes que conocerlos. Además tú tienes que producir. El poder entrevistar, con más tiempo y dialogar con el entrevistado son cosas que me han gustado.

LG: ¿QUÉ TAL LA SINTONÍA CON MARIO ESPINOZA?

C: Bien, es un hombre con mucha trayectoria, un gran periodista, tenemos algunas diferencias, pero sabemos sobrellevarlas. Aprendí de él muchas cosas, por ejemplo el saber cómo entrevistar. Lo primero que le pregunté a Mario fue: “¿Cómo aprendiste a entrevistar?”. Es un hombre que conoce mucho la historia de Bolivia y soy autocrítica en esto, hay muchas cosas que no las sabía y que las aprendí con Mario.

LG: ¿TE PICÓ EL BICHITO DE VOLVER A HACER RADIO?

C: Claro, cuando estás en los medios de comunicación siempre te dan ganas de continuar, en este tiempo se complica por los horarios, pero ya va haber momento para que puede hacer radio, no sé cuando, ojalá que pueda ser antes, pero hay también otras cosas más que quiero hacer.

YA QUIERE SER MAMÁ

El año pasado Claudia adelantó que este 2015 sería mamá. Y ahora dice que está en campaña para lograrlo.

“Dijimos que pasen las elecciones, ya pasaron las elecciones nacionales, subnacionales… Sí, hemos pensado y hemos dicho con Álvaro que sí vamos a hacer papás, si se da, bien, al final el que dispone es Dios”, dijo.

Pero, ¿ya están en campaña?, le preguntamos, a lo que la presentadora respondió: “Claro, hemos dicho que a partir de este año estamos en campaña (sonríe)”, expresó.

“QUIERO BAILAR TINKU O DE MACHA CAPORAL”

La joven periodista y presentadora de la Red Uno es una devota y entusiasta folclorista. El pasado sábado bailó por segundo año en la Fiesta del Gran Poder en la morenada Transporte Pesado.

“Me ha ido muy bien y espectacular por el cariño de la gente, hemos partido a las 1:30 más o menos y acabamos a la siete de la noche”, contó Claudia, quien también baila en el Carnaval de Oruro en la fraternidad Cocani, desde hace tres años.

“Bailo de cholita antigua y me encanta porque soy de las personas 0 alcohol para bailar, cuando ya sientes el dolor de la cadera por las polleras, los tacos, y que no puedes más, viene una señora, te invita un refresquito y te dice: “Vamos, te falta poco”. Te echan fuerzas, te transmiten esa energía positiva”, expresa.

Fernández confesó tener mucha fe en la Virgen del Socavón. “Me invitaron en varias oportunidades a participar del Carnaval de Oruro, pero algo frenaba. Hace tres años recibí otra vez la invitación y parecía que las cosas no se iban a dar porque no tenía traje, con quién ensayar, había varias trabas y dije: Virgencita, si quieres que baile, bailo y fui directamente al último convite, fue mi primer ensayo, y las cosas se dieron en una semana, así que le tengo mucha fe y estima a la Virgencita”, recordó.

LG: ¿YA TE HAS ESPECIALIZADO EN MORENADA?

C: Sí (sonríe), pero quisiera tener la oportunidad de bailar otro tipo de danzas, por ejemplo me encantaría bailar tinku, pero entiendo que es más ensayo. Es algo que lo tengo pendiente, espero poder realizarlo en alguno de estos años, quiero bailar tinku o tal vez de macha caporal también, que sería muy linda experiencia.

LG: ¿Y TU ESPOSO ¿COMPARTE TU GUSTO POR EL BAILE?

C: Sí, este Gran Poder me estuvo esperando hasta las siete de la noche, estaba un poco cansado porque había bailado muchísimo. Él cada vez me dice que tiene ganas de ser platillero, hasta ahora no puede, o me ha dicho que va a ser aguatero, estoy esperando que el aguatero haga todo el recorrido conmigo (sonríe). En la calle las señoras me preguntaban: ¿Y dónde está el aguatero?, y yo les decía: “Se quedó en el palco”, pero sí me acompaña y me sorprende, este año me esperó con un ramo de flores.

LG: ¿Y LO HAS ANIMADO A BAILAR?

C: Lo estoy animando, él quiere bailar y entrar sí de platillero, ese es uno de los sueños que tiene, hacer todos los pasos, arriba, abajo, pero no se ha dado hasta ahora, espero que el próximo año pueda hacerlo en el Carnaval o en el Gran Poder.

LG: ¿PERO A ÉL QUE LE GUSTARÍA BAILAR?

C: Morenada, uf, el es moreno, pero el tiempo lo impide, ¿no?, porque tendría que entrar con un pasito por lo menos (sonríe).


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada